Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/131174
Raúl Rolando "Tato" Romero Feris
Por: Raúl Rolando "Tato" Romero Feris
TRAS LA CAÍDA DEL TRAMO FERROVIARIO

Un segundo puente que lleva a ninguna parte

Con la respuesta del Jefe de Gabinete de Ministros de la Nación Marcos Peña a un diputado, y  a todos los correntinos y chaqueños, quedó develado que el Segundo Puente Chaco – Corrientes no sólo no está entre  las prioridades de la actual administración nacional, sino que con la quita del tramo ferrovial, es solo una promesa eterna de campaña.

Por Raúl Rolando “Tato” Romero Feris 

COR180318-007F01.JPG

Como pioneros que hemos sido en impulsar el Segundo Puente Ferrovial vinculado a la navegación fluvial, en el punto históricamente más estratégico cual es este sector del río Paraná, es tanta la desilusión al haber escuchado sus palabras, que no se entiende por qué los mismos gobernadores de Corrientes y Chaco no ponen el grito en el cielo por tan duro sincericidio.

En lo que toca a Corrientes, el gobernador debería alzarlo como bandera, ponerse la causa del segundo puente al hombro, y exigir a la Nación que incorpore ambos tramos, el vial y el ferrocarril, en un mismo proyecto, ejecutable con los recursos que la Nación debe poner como reparación histórica a tantos años de atraso en nuestra región. De seguro tendrá nuestro acompañamiento y podrá sumar el de todos quienes tenemos una visión superadora, federal y no centralista del desarrollo.

De lo contrario, se convertirían en cómplices, como lo fueron muchos desde hace más de veinte años atrás, a un grupo de legisladores que frustró el Complejo Multimodal de Cargas asociado a un segundo puente ferrovial, el que aliviaría la sobrecarga de nuestro querido y noble Puente General Belgrano. Su actitud pasó a la historia como la de los actores fundamentales del atraso del que aún pujamos por salir.

Ésta no solo es una obra de tipo económico o de simple vinculación entre dos provincias, sino que como lo pensamos allá por 1996, es un vínculo geoestratégico internacional, de impacto en toda la región, pensado como vital para el desarrollo productivo de nuestras provincias.

Si le quitamos el ferrocarril, seguimos podando el futuro. Ya no solo han quitado el Complejo Multimodal que lo proyectaba y conectaba con la Hidrovía Paraná - Paraguay, sino que nos quitan el futuro de la conexión de líneas férreas, con el tren volviendo a Corrientes, y conectando el FF.CC. General Urquiza con el FF.CC. General Belgrano, y fundamentalmente, con el Corredor Bioceánico que une el Atlántico con el Pacífico, y pasa todos los días frente a nuestras narices.

Evidentemente, solo una visión miope, una proyección a tiro de piedra, puede pensar que el tramo ferroviario no es necesario, postergándolo hacia la eternidad.

Reitero: nos están quitando el Futuro.

Además, al colocar al Segundo Puente en medio de los proyectos “en desarrollo”, en la Etapa III del Plan de Participación Pública Privada, significa que no es necesariamente prioritario para la administración nacional. Sólo lo es para los anuncios, para seguir jugando con las ilusiones de ambas orillas, como la zanahoria colocada delante del burro para que camine detrás de ella, pero inalcanzable.

Cada vez se corren las fechas de licitaciones más adelante, cada vez dicen que definen trazas, y siguen cambiándolas, cada vez firman convenios que nadie encuentra ni cumple.

Hace 22 años atrás presentamos un proyecto totalmente terminado, listo para ejecutar y con inversores prestos para iniciar la obra. Pero el egoísmo de uno y otro lado del Paraná lo impidió cruelmente, condenándonos al atraso.

Sería bueno que aquellos legisladores que en su momento mandaron al archivo esta obra, en una clara actitud de mezquindad y egoísmo político, hoy salgan a pedir disculpas a dos generaciones de correntinos y chaqueños a las que dejaron en la postergación más absoluta.

Es más, aquellos que todos estos años no han mentido, sería bueno que también pidan perdón, porque siguen dejando pasar el futuro entre sus dedos, hundiéndonos cada vez más en el retroceso histórico del siglo.

Un puente que lleva a ninguna parte es la mejor expresión de que quienes gobiernan en Buenos Aires no saben adónde nos llevan.

Llamo a ambos gobiernos provinciales a reclamar y exigir precisiones, y a trabajar para que la mediocridad no los termine absorbiendo, llevándonos como el segundo puente que tanto anuncian, a ninguna parte.

 

Empresario, Productor, Ex gobernador e Intendente de Corrientes. 

También te puede interesar