Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/115836
Alquileres por las nubes

La recesión continúa empujando a los comercios más lejos de la peatonal

Los altos costos hacen que las tiendas busquen otras opciones. Los aumentos de servicios este año tuvieron un incremento en torno al 30%.

El aumento de los alquileres este año comenzó a sentirse y afecta no sólo a las viviendas, sino también a los locales comerciales que deben ajustar números. La renovación de contratos obliga a muchos comerciantes a dejar las principales arterias de ventas, para buscar opciones que se adecúen al volumen de ventas de los últimos meses. Hacer cuentas es vital para enfrentar el 2017.

En diciembre, NORTE de Corrientes dio cuenta de la gran cantidad de locales vacíos en la peatonal Junín, principal vidriera de la Capital. Oportunamente, los empresarios del sector consultados remarcaron que se

COR190317-010F01.JPG

dan varias mudanzas por los altos costos de alquiler, expensas y servicios que deben pagar en el centro a comparación de los costos de zonas más alejadas. Así fue que a fines del año pasado los comerciantes adelantaban que las calles paralelas al microcentro eran la opción más buscada por quienes pretendían seguir cerca de la peatonal pero pagar costos un poco más acordes a la situación.

En los primeros meses del año la situación, lejos de mejorar, marcó una fuerte caída de las ventas, y la llegada del programa Precios Trasparentes resintió aún más al mercado. Ayer este matutino recorrió el centro donde se pudo observar que varios locales que funcionaban en calles como Córdoba, Salta, La Rioja y San Juan decidieron buscar zonas aún más alejadas para continuar en pie. Quienes aún resisten aseguran que la renovación de contratos con fuertes aumentos que llegan hasta el doble o más, obligó a muchos a mudarse. Aseguran que las ventas del mes son bajas y los montos que se deben pagar para mantener un local son excesivos.

Según se pudo saber, un alquiler en la peatonal con contrato 2017/2018 ronda los 120.000 pesos el primer año con un aumento de entre el 15 y el 20% en el segundo año; a ello se le deben agregar las expensas, servicios, impuestos municipales, sin mencionar gastos de personal, entre otros. Al menos una veintena de comercios se fueron de los lugares que ocupaban en la zona céntrica para buscar nuevas zonas comerciales. “Hay muchas personas que deben decidir si se quedan, se van o cierran”, explicaron desde los comercios que aún resisten. En ese sentido, los comerciantes remarcaron que la gente se acostumbró a recorrer varias calles cuando busca cosas particulares: “El comercio ha crecido mucho, se ampliaron mucho las zonas de venta y eso se fue dando con el paso de los años”, coincidieron las fuentes consultadas.